Páginas

domingo, 25 de septiembre de 2011

¡Ya llegó el otoño¡

Durante el mes de Octubre, aparte de los contenidos programados por aulas, trabajaremos una actividad en conjunto para que exista relación entre todos los alumnos, con la participación de las familias.

Es un modo divertido y diferente de acercar a los alumnos/as a la época en que estamos: El Otoño.

Con este taller, y de forma lúdica, prepararemos actividades a través de las cuales se trabajará la llegada del otoño, con las que reconocerán los cambios en el ambiente, los frutos de la época, los colores del otoño.

Los objetivos principales que perseguimos son:
- Reconocer los rasgos diferenciadores del otoño. (lluvia, viento, colores, hojas secas, caracoles...)
- Fomentar en los alumnos/as el gusto por las canciones y poesías. (relacionadas con el otoño)
- Interpretar las canciones y poesías cantadas por ellos y por sus compañeros.
- Aprender a diferenciar sabores de frutos carnosos y secos.
- Apreciar y valorar el trabajo colectivo.

Para alcanzar los objetivos propuestos los alumnos/as realizarán una serie de actividades a través del contacto directo y la experimentación, como son:

Reconocimiento de los fenómenos naturales: por las mañanas al llegar al aula, durante la asamblea, trabajaremos los fenómenos naturales del otoño, hablaremos sobre el tiempo que hace (frío, lluvia, viento…) y que vestuario necesitamos en cada caso.

Rincón del otoño: realizaremos un árbol de otoño para ambientar la entrada de la Escuela. Los alumnos/as colorearán las hojas, que se distribuirán por el árbol y el suelo del mural, los caracoles (cada ciclo utilizando una técnica de plástica distinta) las setas (que las realizaremos con huellas y botones que pediremos a las familias), las piñas… que más tarde pasarán a formar parte de nuestro decorado otoñal.

Los frutos del otoño: a través de una nota informativa, os pediremos a las familias que colaboréis con nosotros enviando frutos típicos de la estación: manzanas, uvas, castañas, nueces… En el aula trabajaremos con ellos clasificándolos por su sabor: dulce o amargo, por su textura: suave o áspera y con los más pequeños por su color. Una mañana, prepararemos un desayuno de otoño en el patio, donde degustaremos libremente los frutos típicos.

El sonido de otoño: realizaremos distintas actividades para la discriminación auditiva: oiremos llover, el  viento, el sonido de las hojas secas… Realizaremos un palo de lluvia que se llevarán a casa y que podrán incorporar en su cesto de los juguetes.

POESÍA:

Con hojas doradas de color amarillo, estaba en otoño el triste arbolillo.

La lluvia caía, el viento sopló, y el pobre arbolillo sin hojas se quedó.

CANCIÓN:

En el otoño, ño,ño, se caen las hojas, jas, jas
Comes castañas, ñas, ñas, llueve y te mojas, jas, jas.

Abre el paraguas, guas, guas, ponte el abrigo, go, go,
No te costipes, pes, pes, ten cuidadito, to,to.

sábado, 24 de septiembre de 2011

Leches adaptadas para niños mayores de un año

Estas leches carecen de ventajas respecto a la leche de vaca común, según un análisis de un instituto científico alemán.

Siempre que sea posible, la recomendación es clara: leche materna exclusiva hasta los seis meses y, a partir de entonces y hasta los dos años o más, otros alimentos y pecho.

Pero la realidad es que pocas madres siguen con lactancia materna cuando el niño tiene más de un año. Desde el momento en que el pequeño puede consumir nuevos alimentos (alrededor de los seis meses), se plantean múltiples dudas sobre cuáles son los mejores para una nutrición adecuada.

Las compañías de alimentación infantil diseñan multitud de productos especiales para cubrir las necesidades de bebés y niños pequeños.

Sin embargo, pediatras y dietistas-nutricionistas afirman que una dieta que conste de alimentos convencionales (pan, pasta, arroz, manzana, melón, huevo o garbanzos) garantiza un correcto y óptimo crecimiento y desarrollo.

Leche 1 y Leche 2

La leche artificial de inicio o leche 1 es una leche modificada, adaptada a las peculiaridades del bebé. Puesto que el organismo de los niños menores de un año no es capaz de metabolizar la cantidad de proteínas que contiene la leche de vaca común, es necesario modificarla para reducir el aporte de este nutriente. 

Esto es, en esencia, la leche 1: leche de vaca con menos proteínas y con otras modificaciones en las grasas, vitaminas, minerales, etc., para conseguir que se asemeje a la leche humana.

La leche de continuación o leche 2 está destinada a los lactantes de más de seis meses y cuenta con un contenido de proteínas más elevado que la leche 1. Sin embargo, varias instituciones pediátricas recomiendan a los bebés que no toman pecho seguir con la leche de inicio porque se ajusta mejor a sus necesidades (los requerimientos proteicos de los niños disminuyen a medida que crecen, por lo que no necesitan tanta proteína).

A partir del año: ¿leche 3 o de vaca?

Las dudas pueden surgir cuando el bebé cumple 12 meses. Desde hace unos años, además de las leches 1 y 2, se comercializan las denominadas leches de crecimiento, júnior o leche 3, suplementadas con varios minerales y vitaminas, con grasas modificadas. A pesar de que se publicitan como productos diseñados para cubrir las necesidades de niños a partir de un año de edad, estas leches son, según expertos en seguridad alimentaria y alimentación infantil, innecesarias.

Un reciente informe del Instituto Federal de Evaluación del Riesgo, la agencia científica del Ministerio de Alimentación de Alemania, asegura que los nutrientes añadidos a estas leches se pueden cubrir a partir de una alimentación saludable y que el contenido poco controlado de algunos de estos nutrientes aumenta el riesgo de ingestas excesivas. Por ello, la recomendación a partir del año pasa por tomar leche de vaca natural, sin modificar.

Lácteos desnatados

El consumo actual de lácteos en la población es elevado, también entre la población infantil. Son la principal fuente de grasa saturada en su dieta (y la tercera en el caso del colesterol) y algunos estudios indican que esto supone una cantidad excesiva, ya que el consumo de grasas saturadas y colesterol se sitúa por encima de las recomendaciones.

Por este motivo, numerosos organismos, entre ellos la Organización Mundial de la Salud, la Asociación Americana de Dietética, la Academia Americana de Pediatría y la Asociación Española de Pediatría aconsejan el consumo de lácteos bajos en grasa (desnatados o semidesnatados) para niños mayores de dos años.

Fuente: www.consumer.es

miércoles, 14 de septiembre de 2011

Calendario Escolar Curso 2011-2012

El curso comienza el día 1 de Septiembre de 2011 y finalizará el día 31 de Julio de 2012.

Los días en los que la Escuela permanecerá cerrada serán los siguientes:

Octubre: Días 12 y 31
Noviembre: Día 1
Diciembre: Días 6 y 8

Enero: Días 5 y 6
Abril: Días 5 y 6
Mayo: Días 1,4,15 y 31
Junio: Día 1

Si hubiese alguna modificación en este calendario se avisará con la suficiente antelación.